Ocupación hotelera mermará entre 15 y 20 por ciento en Semana Santa

Ocupación hotelera mermará entre 15 y 20 por ciento en Semana Santa

El comportamiento de la ocupación hotelera durante el asueto de Semana Santa de este año disminuirá de 15 a 20 %, comparado con las cifras registradas durante el mismo período del 2015, en los destinos turísticos considerados los más tradicionales de Venezuela.

La estimación fue ofrecida este lunes por José Yapur, presidente del Consejo Superior de Turismo (Conseturismo), quien informó que la caída más grande en la actividad en lo que respecta a ocupación hotelera corresponde, principalmente, a Nueva Esparta y Bolívar, además de la península de Paraguaná, en Falcón.

“En otras entidades, la disminución pertinente no es tan notoria, previéndose idénticos registros – inclusive, un incremento -, aunque como la oferta en habitaciones no es grande, no resulta influyente en el índice global”, dijo, aclarando que el organismo que representa no maneja estadísticas de desplazamientos sino lo que indican las empresas aéreas y la ocupación de la infraestructura hotelera.

En su criterio, el decreto de extender el feriado laboral no incidirá en el alojamiento. “La medida se adopta en un momento donde, prácticamente, el tema de las vacaciones está definido, a dónde se va a viajar, qué se va a reservar. Este año habrá movilización a las zonas turísticas pero las personas no se van a quedar; esto traerá beneficios a Aragua, Miranda, Vargas, Morrocoy, porque, por estar cerca de centros urbanos, la gente puede desplazarse y volver el mismo día”, apuntando que, en cambio, afectará a los grandes destinos por carecer de poblaciones de tal rango.

“Todo lo que se relaciona con el mantenimiento de vehículos – cauchos, repuestos -genera que los vacacionistas se dirijan a sitios cercanos donde pueden manejar mejor cualquier contingencia”, explicó, manifestando que aumentarán los costos por el pago feriado de cada uno de los días de trabajo y no solo jueves y viernes.

Reveló el declarante que las empresas del ramo han debido instalar plantas eléctricas y abastecerse por otras vías del servicio de agua como por ejemplo, camiones cisternas. “En Margarita hay hoteles que tienen facturas por encima de los 5-8 millones de bolívares mensuales solo para adquirir el agua”, acotó.

“Asimismo, hay hoteles que tienen plantas desalinizadoras y pueden tratar el agua; proceso que también opera para el agua proveniente de la condensación de los aires acondicionados, que se emplea para la limpieza y el riego de la vegetación”.

Estimó que en la actual situación, con el racionamiento que ordena el Estado, cada área debe asumir su responsabilidad. “Antes nos daban agua dos veces por semana, ahora cada 14 días, y con base en eso tomamos medidas; pero si mañana nos dicen que el agua será suministrada cada tres semanas y hay que cambiar los planes, no nos gusta que decidan sin informar con antelación, y que todo se dificulte más al ocultar el problema”, destacó.

Por otro lado, rechazó las campañas, sobre todo, a través de las redes sociales, que difunden que en Margarita no hay insumos, no hay medicamentos, y que, por lo tanto, no es recomendable como sitio turístico.

“Muchos dan lo mejor de sí para que todo salga bien: cito a las compañías promotoras de alquileres de apartamentos, enviando cartas a sus clientes anunciándoles que habrá racionamiento en determinadas horas, pero que serán atendidas, compensadas, que se les reembolsará su dinero; es decir, se ha establecido un trato con el usuario diciéndole la verdad”, enfatizó.

 “Ahora, nos gustaría que el Estado asumiera su responsabilidad por los servicios que le competen”, concluyó.

Crisis económica mandó de paseo a la Semana Santa

El alto costo de la vida y la pérdida del poder adquisitivo son las maletas que en esta Semana Mayor portan los citadinos como un pesado lastre, impidiendo o limitando las aspiraciones de disfrutar del feriado en calidad de temporadistas.

“Con qué vamos a viajar si este gobierno nos tiene a todos ‘pelando’; el sueldo en 25 mil bolívares y la canasta básica en 100 mil”, fue el pronunciamiento de Alexis Villasmil, al ser consultado en Caracas por el equipo de Reporte Unidad Venezuela.

Mientras, Carmary Campos, cónsona con el caótico día a día, exclamó resignada: “me quedo en casa porque hay mucha confrontación en los terminales”; mientras que a Rosángela Moreno no le queda otra alternativa que la práctica religiosa: “no puedo viajar porque todo está muy costoso, me dedicaré a visitar las iglesias”, apuntó.

18/3/2016 3:53pm